Las personas preservan la alfarería de Huong Canh

Domingo 10 de febrero de 2019 21:34:06Las personas preservan la alfarería de Huong Canh

Productos de cerámica de Huong Canh. (Fotografía: dulichvietnam.com.vn)

Nhan Dan-

La aldea de cerámica de Huong Canh fue otorgado por la naturaleza una arcilla suave, con numerosos colores como gris, marrón, amarillo... adecuado para hacer cerámica.

Últimamente la mayoría de la gente de Huong Canh se ha girado a la fabricación de tejas, por lo que la artesanía de la cerámica se ha ido degradando. Sin embargo, la familia de la señora Giang Thi Nhan en la aldea Huong Canh (distrito de Binh Xuyen, provincia Vinh Phuc), con un gran amor a la alfarería, siempre insiste en preservar, promover el oficio y transferir experiencias a los jóvenes a fin de elevar el valor de los productos locales.

La artesana Giang Thi Nhan.

Huong Canh tiene una arcilla muy adecuada para hacer cerámica por su suavidad. Sin embargo, para conseguir productos de alta calidad, se requieren muchos esfuerzos y mucha creatividad, compartió la artesana Giang Thi Nhan.

Los productos de Huong Canh se caracterizan por ser cerámica en bruto que se hacen con la arcilla extraída de los campos de arroz de la aldea.

Los productos de cerámica de Huong Canh.

A diferencia de las aldeas de ceramistas Phu Lang y Tho Ha, Huong Canh solo elaboran utensilios rústicos vinculados a la vida de los habitantes en el delta del río Rojo. El té guardado en un bote de cerámica nunca se pudre y mantiene siempre la fragancia. El vino de arroz en un frasco de cerámica no reducirá el olor y la graduación.

La artesana Giang Thi Nhan, a los 17 años, aprendió el oficio en la cooperativa de artesanía Tam Dong, donde habitantes de Huong Canh producen cerámica de forma colectiva a una mayor escala y para una mejor calidad. Sin embargo, la cooperativa se enfrentó a muchas dificultades y al final se disolvió. La gente de Huong Canh, en ese momento, eligió la producción de tejas como una solución mantenerse la vida. Sin embargo, con una fuerte voluntad, Giang Thi Nhan decidió abrir una fábrica para preservar la alfarería de su tierra natal. Actualmente, su familia tiene dos talleres, en uno se producen utensilios rústicos y en el otro se hacen productos artísticos para la decoración.

Según Nhan, la arcilla se debe recoger a principios del año y debe descansar durante un determinado período de tiempo antes de ser trabajada porque los productos hechos de arcilla fresca se agrietarán o se romperán en el horno.

Los artesanos de Huong Canh con el amor al oficio tradicional para conservar unos valiosos rasgos culturales de los antepasados están trabajando duro para recuperar paso a paso la cerámica local.

El hijo de Giang Thi Nhan, el artesano Nguyen Hong Quang es el jefe de una fábrica de cerámica artística. Como las generaciones nacidas y criadas en la aldea, está acostumbrado, desde pequeño, al olor del barro, de la arcilla y del humo desde los hornos de cerámica...

El artesano Nguyen Hong Quang.

Como un hijo de la aldea de cerámica de Huong Canh, me enterro de que mi responsabilidad es elevar el valor de la cerámica artística y traer nuestros productos a todo el mundo, dijo Quang.

Con la determinación de seguir con la profesión tradicional, el esfuerzo y la paciencia, Quang ha adquirido conocimientos sobre la cerámica artística. En 2011, Quang sustituyó el horno manual por el horno de gas, para minimizar la contaminación ambiental y aumentar la eficiencia y la calidad de productos.

El artesano Quang continuará actualizando nuevos estilos y expandiendo este modelo de producción a otras familias en la aldea en el futuro para conseguir productos de calidad de exportación. Quang cree que el fuego tradicional de la aldea de cerámica Huong Canh siempre arderá y los productos cerámicos de la marca Huong Canh estarán presentes en todo el mundo.