Descifran la hazaña del fútbol de Vietnam

Jueves 7 de febrero de 2019 14:02:20 Descifran la hazaña del fútbol de Vietnam

Vietnam logra el Campeonato del Sudeste Asiático de Fútbol (Copa AFF Suzuki) (Foto: Nhan Dan)

Nhan Dan-

Con la victoria en el Campeonato del Sudeste Asiático de Fútbol (Copa AFF Suzuki), el 2018 se considera un año de éxito para el fútbol de Vietnam. Los aficionados han presenciado los momentos históricos del fútbol nacional después de varios años de esperar incesantemente.

El entrenador sudcoreano de la selección de fútbol de Vietnam, Park Hang Seo y sus discípulos ganaron un boleto del partido final del campeonato continental sub-23, celebrado en enero de 2018 en China y solo sufrió un fracaso en los últimos minutos del partido contra el equipo de Uzbekistán. Siete meses después, con el mismo colectivo, la selección olímpica de Vietnam por primera vez logró clasificar al partido semifinal de fútbol masculino en los Juegos Asiáticos (ASIAD).

El entrenador sudcoreano de la selección de fútbol de Vietnam.

Dos éxitos consecutivos en el campo del juego continental dentro de seis meses contribuyeron a presentar una nueva apariencia del fútbol de este país sudeste asiático en la vista de amigos internacionales. Hasta el momento, cada vez que se menciona el fútbol de Vietnam, se refiere al equipo sub-23 como una evidencia de su progreso en la arena internacional. Y al final, el campeonato de Sudeste Asiático después de 10 años de esperar cerró un año con mucho éxito, el cual satisfizo todos los aficionados nacionales.

¿Cómo fue el camino de los futbolistas vietnamitas a los éxitos en 2018?


Antes de llegar a Vietnam, aunque Park Hang Seo fue un nombre célebre del fútbol de Corea del Sur, pero todavía no ha logrado una victoria sobresaliente.

Sin embargo, con dos éxitos antemencionados con los futbolistas vietnamitas, el técnico sudcoreano ratificó su posición, incluso más brillante que en el tiempo cuando era asistente para el entrenador holandés Guus Hiddink en la Copa Mundial 2002. De hecho, Park Hang Seo ha desempeñado un papel importante en la promoción de los valores del país sudcoreano en Vietnam. Otro elemento que construye a su éxito es que él posee en su mano una generación “dorada” del fútbol vietnamita, en quienes convergen quintaescencias de los últimos 10 años del balompié como Xuan Truong, Cong Phuong, Quang Hai, Tien Dung, entre otros.


Al empezar su trabajo en Vietnam, Park Hang Seo no aplicó las tácticas que los predecesores construyeron, sino hizo una revolución para el fútbol vietnamita, la cual al principio les dio dudas tanto a los expertos como a los aficionados nacionales de que los futbolistas vietnamitas no pudieran adoptárselo.

Sin embargo, los resultados notables en las dos competencias en la arena continental eliminaron todas las críticas dirigidas a ese entrenador surcoreano, quien no solo ha brindado éxitos al fútbol vietnamita, sino también ha dado a conocer a numerosos talentos jóvenes. Entre ellos, el mediocampista Phan Van Duc quien hace un año fue un personaje anónimo, pero ahora se ha convirtido en un jugador importante. Bajo la dirección de Park, los futbolistas no solo muestran sus habilidades, fuerza física y conciencia disciplinaria al jugar, sino que también siempre juegan con la confianza y la voluntad de ganar. Por lo tanto, las selecciones de fútbol de Vietnam ahora tienen una posición y forma totalmente diferente, llena de orgullo y deseo de conquistar la victoria.

Más allá, Park Hang Seo siempre les sorprendió a los amantes del fútbol vietnamita, por sus cambios de personas y tácticas en cada partido. Por ende, los deportistas siempre tienen que mostrar sus mayores capacidades para ganar una posición en la táctica de este entrenador surcoreano.

El milagro del fútbol vietnamita en 2018, escrito por el entrenador surcoreano, Park Hang Seo, cerró temporalmente con numerosos éxitos, tales como el segundo lugar en el campeonato continental sub-23, la cuarta posición en los Juegos Asiáticos 2018, el campeonato en la Copa AFF Suzuki 2018 y la clasificación en los cuartos de final de la XVII edición de la Copa Asiática.

Los aficionados del fútbol de Vietnam, más que nunca, confían en el talento y el moral de esta generación de futbolistas y esperan los nuevos éxitos que lleguen en el futuro.